lunes, 10 de septiembre de 2012

¡Téngame miedo!

Por Malú Kikuchi (*)
“Sólo hay que tenerle temor a Dios, y a MI, en todo caso, un poquito”. La presidente, 6/9/12, casa Rosada, video conferencia con la provincia de Santa Fe. Habló 47´, sin desperdicio.  Increíblemente, los perritos de luneta que la acompañan siempre en la Rosada, ¡aplaudieron!
Una presidente electa, en  democracia, pide que la teman, y seres que se dicen ciudadanos, aplauden el pedido de temor. Kafkiano. Vergonzoso.

Una presidente democrática debe temer no cumplir con la Constitución que  juró defender. Debe temer que las condiciones en que vive el pueblo no sean las mejores y el no haber hecho lo suficiente para conseguirlo. Debe temer el juicio de la historia. Y  en algunos casos, el juicio del poder judicial. Que llega tarde, pero llega. Cuando se va el temor.


Una presidenta democrática debe exigir respeto, no por su persona, sino por lo que representa su investidura, que es la nación. Y los ciudadanos sólo deben temer a Dios, los que son creyentes, y todos, a la ley.

Pero parece que nuestra presidente lee, con 600 años de atraso, a  Nicolás Maquiavelo, que en “El Príncipe”, 1513, capítulo VI, decía, “Más le vale al Príncipe (o la princesa) ser temido/a, que amado/a“.  No llegó al final del capítulo, “pero nunca odiado/a”. Esto último es un riesgo que corre al pedir que la teman. Hay pedidos que se otorgan con mucha facilidad.
Hay que tener cuidado con lo que se pide, a veces se consigue. Temor es según el DRAE (1), “pasión del ánimo que hace rehusar aquello que se considera dañoso, arriesgado o peligroso”. ¿Eso pide la presidente? 

Yo le temo a Dios, no le temo a la ley porque la cumplo. Le temo a un país sin instituciones, le temo a los asesinatos, a las entraderas y a las salideras, a los secuestros, a las violaciones, a los asaltos, a encontrarme en el medio de un tiroteo entre  delincuentes y policías. Le temo a viajar en tren.

Le temo a un  gobierno que permite conmemorar, como si fueran San Martín y Belgrano, a los montoneros asesinos de Aramburu y dedicarles un día, el “Día del montonero”. Le temo a no poder viajar por no poder comprar moneda extranjera con mi dinero, ganado, declarado y con los impuestos pagos, porque algún iluminado del gobierno decidió que no puedo hacerlo y además decidió por mi que debo vacacionar en Argentina. 

Temo que quieran cambiar la Constitución, no sólo por la re-re elección, sino para “sacarle el tufillo liberal “ que tiene, según Carlos Kunkel. Temo que vayan por la propiedad privada, por eso que Enrique Arenz describe magistralmente con su “Te van a quitar la casa, pelotudo”. Le temo a los asesinos del Vatayón militante en la calle y le temo a la inflación.

Le temo al abuso del uso de la cadena nacional, donde Cristina sí es referencial sobre su vida privada, “ Máximo es mi preferido, la preferida de Néstor era Florencia”, “mi mamá es fanática del fútbol”, y tantas otras intimidades que conocemos, porque ella nos las cuenta por cadena nacional. Y el resto de la cadena, son mentiras. Puede que la presidente no sepa que son mentiras y que  sólo repita las cifras delirantes que le pasan.

Le temo a un vice ministro de economía, Axel Kicillof, diciendo que pueden fundir una empresa argentina y multinacional, simplemente porque su presidente, Paolo Rocca, no está de acuerdo con la política económica del gobierno. Le temo a un país donde Kicillof, cual merced real aclara, “pero no lo vamos a hacer”. Le temo a la discrecionalidad.

Pensándolo bien, sí, le temo a la presidente porque no se maneja dentro de la ley, sino que la manejan sus humores del momento. Y eso es peligroso. Le temo a la locura de un poder sin límites. 

Para terminar con los temores y volver al respeto por la  Constitución Nacional,  el jueves 13/9/12,  en cada rincón del país, a partir de las 19 hs, caminemos hacia las plazas donde se encuentran las casas de gobierno municipales, provinciales y la nacional. Juntos, para decir:
NO AL TEMOR, SI A LA CONTITUCIÓN QUE NO SE CAMBIA, SE CUMPLE !!!!!

Nota:
(1) DRAE: Diccionario de la Real Academia Española 

(*) Malú Kikuchi. Periodista y analista política.
http://www.lacajadepandoraonline.com

Fuente: http://www.lacajadepandoraonline.com/blog2/?p=5738