viernes, 26 de octubre de 2012

La industria acumuló seis meses seguidos de caídas interanuales

Por José Hidalgo Pallares (*)

La industria manufacturera no detiene su caída. Al contrario, después de haber mostrado una baja interanual leve en agosto (-0,9%), que podía hacer prever el final de la racha negativa, ésta se profundizó en septiembre, con una contracción de 4,4%. De este modo, la actividad fabril acumuló seis meses consecutivos de bajas interanuales, superando la racha registrada entre enero y mayo de 2009, en medio de la crisis financiera internacional.
La información proviene del Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec), que ayer publicó el anticipo del Estimador Mensual Industrial (EMI). Según ese reporte, para el acumulado de los primeros nueve meses del año, la industria manufacturera verifica una caída de 1,3% frente al mismo período del año pasado. En cambio, respecto de agosto (en la medición desestacionalizada), la caída llegó a 1,7%.
La baja interanual de la industria había sido anticipada por distintas consultoras. Para Orlando J. Ferreres y Asociados, en septiembre la actividad fabril se contrajo 2,5%; la Fundación de Investigaciones Económicas Latinoamericanas (FIEL) estimó una contracción de 3,8%; finalmente, para la Consultora Ledesma, según Gabriel Caamaño Gómez, socio gerente de esa firma, la caída llegó a 4,5%. Las tres consultoras reportan, asimismo, resultados negativos para el acumulado de los primeros nueve meses del año.
Varios sectores explican la caída interanual del EMI en septiembre. Industrias como la del tabaco, productos químicos y papel y cartón mostraron resultados negativos. Sin embargo, destaca la baja de los sectores relacionados con la construcción (minerales no metálicos e industrias metálicas básicas), del sector metalmecánico (-4,3%) y de la industria automotriz (-13,7%).
El EMI de septiembre reporta caídas interanuales en vidrio (-0,6%), cemento (-15,4%), otros materiales de la construcción (-9,5%), acero (-13,5%) y aluminio (-3,7%), lo que permite anticipar que, al igual que en agosto, el indicador sintético de la construcción (ISAC) registrará un resultado negativo.
En el caso de la siderurgia, Caamaño Gómez explicó que el resultado negativo de septiembre estuvo motivado no sólo por la caída en la construcción, sino también por el mal desempeño de las industrias metalmecánica y automotriz, y por una menor demanda del exterior, adonde se dirige una parte de la producción local de acero.
El experto señaló que, con los últimos resultados del EMI, se podría esperar un resultado negativo para el indicador de la actividad económica en general (EMAE). "Me llamaría mucho la atención que en septiembre el EMAE dé positivo, porque las propias cifras del Indec son negativas para distintos sectores," dijo.
(*) José Hidalgo Pallares. Artículo publicado por La Nación el 26 de Octubre de 2012.