lunes, 22 de julio de 2013

Requiem para "el relato"

Por Malú Kikuchi (*)
Es una ley física, como la ley de la gravedad, aunque uno no quiera que exista, existe. Todo lo que sube, baja. “El relato” creció durante 10 años, y de pronto,  “el relato” se cayó. No se fue deshilachando de a poco, fue de golpe, como un piano que  cae desde una azotea. Se estrelló contra el piso.
Lo inverosímil, además de lo mentiroso del “relato” oficial, fue que el que lo estrelló contra el piso, el que lo revoleó por el aire hasta hacerlo desaparecer, no fue la oposición (perdón por usar palabras de difícil comprensión), fue el gobierno de la mano de la realidad, ya que “la única verdad, es la realidad”.
Y la realidad Argentina, se concentra en la pésima política energética, manejada por populistas desconocedores del tema, aferrados a un voluntarismo ideológico demencial, con final previsible y malo. Para tener energía artificialmente barata, después de una devaluación feroz, (2002), se les prohibió a las empresas aumentar las tarifas.
El resultado esperable, fue que las empresas dejaron de invertir para no perder plata y la gente se dedicó a despilfarrar energía ya que era barata. Hoy se necesita importar petróleo y sucedáneos por US$15.000 millones. Que no hay. Por eso el cepo al US$. Por eso la restricción a importaciones esenciales. Por eso la sumatoria de estupideces. Muchas.
Entre ellas la atroz mentira del INDEC, la inflación creciente, el impuesto al trabajo, las retenciones agobiantes al campo (del que vivimos), los problemas con las exportaciones/importaciones con Brasil (el MERCOSUR ha muerto), la estrecha amistad con Venezuela, además de compartir ideologías, ¡tienen petróleo! Y los diferentes precios del US$ con todos los colores del arco iris.
Y Moreno, y Kicillof, y Marcó del Pont, y Zanini, y… siguen las firmas. Sobre todos ellos, reinando desde su eterno luto lujoso, Ella, Cristina, la presidente. Ella que basó “el relato” en 4 innegociables pilares arrastrados desde los 70. 1) Defensa de los DDHH de “los maravillosos muchachos idealistas”; 2) la no judicialización de la protesta; 3) la estigmatización del mal manejo del tema AMIA en los 90 -¡los K vamos a hacer justicia!-; 4) la defensa de la soberanía argentina, envueltos en la bandera, reivindicando lo nacional … y popular.
1) Hechos. El 25/5/03, Néstor asumió con pocos votos y sumó poder usando la defensa de los DDHH de los terroristas. Pero tanto Él, como ella, fueron en los 70, exitosos militantes inmobiliarios -la 1050 de Martínez de Hoz-. Alicia K fue en Santa Cruz durante todo el proceso, vice  ministro de acción social.
Hechos. Desde la ONU, Él dijo que todos/as, éramos hijos/as y nietos/as de madres y abuelas de Plaza de Mayo. Cualquier sospecha sobre un militar, civil o policía que hubiera existido en tiempos del proceso, era y es cuestionado. El General César Milani, hombre de inteligencia militar, con algunas dudas en La Rioja y Tucumán durante el proceso, es ascendido a jefe del ejército. ¿¿??
Tiene la bendición de Verbitsky, del todopoderoso CELS que lava cualquier culpa, real o inventada, y por lo tanto, de Cris. Dicen que maneja una SI (ex SIDE) paralela, que responde a presidencia. ¿Y los DDHH? Seamos serios, ¿hoy, a quién le importa el negocio de los DDHH si no es a los que hacen el negocio? Milani está para defender la seguridad interior, prohibido por ley, si la “gilada” se da cuenta que “el relato”, era un cuento de los que empezaban con, “había una vez…” y terminaban con “y fueron felices.” No serán felices.
2) Hechos. Desde, hace ya ¡10 años!, piquetes de trabajadores, estudiantes, desocupados, jubilados, payasos y pasea perros, cortaron a vista y paciencia del resto de la ciudadanía, calles, avenidas, puentes y cualquier vía de acceso, a cualquier parte. Cuanto más molesto, mejor. Vía libre. Prohibido reprimir. FFSS, abstenerse. La gente que se jorobe. La protesta es sagrada. ¿O era?
Hechos. El subsecretario de seguridad Berni, el real ministro en funciones, ante el colapso del transporte en CABA, 18/7/03, se enojó con el poder judicial que no le permitió desalojar piquetes con las FFSS. “No conozco la manera de desalojar de forma pacífica”. ¡Lo dijo! Argentina K, del revés.
3) Hechos. La AMIA voló por los aires el 18/7/1994, 85 muertos, más de 300 heridos. Atentado terrorista en Argentina, con víctimas argentinas. Hace 19 años que víctimas y familiares y el país todo, esperan justicia con  castigo a los culpables. En los 90, la investigación fue de mala a peor. Con Néstor, el fiscal Nisman llegó a conclusiones al parecer lapidarias: el estado iraní fue el responsable. El gobierno K aprobó las conclusiones de Nisman y llevó el caso a la ONU, exigiendo respuestas.
Hechos. De pronto,  los cancilleres argentino e iraní se sientan a negociar un tratado. Vergonzosamente el tratado es aprobado el 27/2/2013 por el congreso argentino. Tratado en que los acusados iraníes serán llamados a declarar en Irán, con jueces por encima de la justicia argentina. Se sabe que los acusados no van a declarar, forman parte del gobierno iraní.
Es una farsa oprobiosa, donde se negocian muertos y heridos y se tira la justicia a los perros. Irán aún no aprobó el tratado; acá se corrió para votarlo. ¿A cambio de qué? La única explicación es que Irán tiene petróleo. Sería demasiado terrible, hasta para los K, pensar que tienen ideologías parecidas. Adiós a la AMIA, bienvenido ¡Irán!!!
4) Hechos. La soberanía argentina lo exigía. De la manera más desprolija posible, anticonstitucional, sin pagar, antes de tener la ley, el gobierno K asaltó YPF, sólo la parte de REPSOL. Luego, con el aval de 208 diputados, 32 votos en contra (PRO, CC, Bullrich), 6 abstenciones y 11 ausencias, se aprobó la expropiación del 51% de las acciones. Como todavía no se pagó la deuda con Repsol, Argentina no es dueña de ese 51%. Pero cree que sí. ¡Soberanía!
Hechos. YPF le vende a Chevron (EEUU), bajo ley argentina/francesa/EEUU, en un contrato secreto del que poco se sabe, 395km2 de Vaca Muerta. Se les  permite después de 5 años exportar el 20% de lo extraído, sin pagar retenciones y llevándose los US$ correspondientes. Van a invertir US$ 1.240 millones en 1 año. Kicillof sostiene que “es una enorme muestra de soberanía”. Es cierto, como es nuestra, la vendemos. España no. EEUU ¿si?
“El relato ha muerto”. Al votar podemos reemplazarlo con la verdad.
P.D.: Perdón, nada que ver, pero me duele demasiado. Por mi enorme respeto, admiración y cariño hacia El Papa Francisco, es que me permito preguntar: ¿está haciendo algo mal El Papa? Hebe de Bonafini lo felicita y le aclara que está contenta con su actividad en el Vaticano. ¿O puede que sea un milagro más de Francisco? Mamá Hebe y yo, estamos de acuerdo en algo.
(*) Malú Kikuchi. Periodista y analista política. 
Fuente: Comunicación personal de la autora y en http://www.lacajadepandoraonline.com/blog2/?p=8656